parador político

“Este 1 de diciembre”

Escrito por Manuel Castañeda Riou el . Posteado en Información General, Parador Político

Vamos hacia la toma de posesión de un presidente de la república que le costó mucho y a muchos entender el porqué del “cambio y de bandera en lo político”, si se toma en cuenta la oportunidad que tuvieron tanto al priismo, como el panismo de cambiar el rumbo de la cosa pública tras un modelo neoliberal que los acabo por derruir en la palestra política, huelga decir que ambos partidos gozaban de credibilidad tras años de disputa política en el ámbito partidario (en ese sentido sobre sale el PAN) y el otro cuyo afianzamiento en el poder lo había convertido en un partido de poder, para el poder y estar por siempre en el poder, pero las malas decisiones, la ambición, los lujos, los abusos, los cegaron de tal forma que fueron perdiendo la credibilidad pública casi en todos los ámbitos institucionales quedando rezagados en cuanto a creencia pública se refiere, en temas muy importantes de la agenda pública, todo ello galardonado por una corrupción que los exhibió tal y como son, hombres y mujeres con sed de dominio, terminando siendo una aberración burocrática-política de lo que no debe hacerse en la administración pública (engañar, agandallarse de los presupuestos, robar al erario, abusar del puesto en aras del placer que éste otorga, dispensarse cuando infringieron la norma o abusaron de ésta pasándose a las leyes y al Estado de Derecho Mexicano por el arco que les da su triunfo personal –pero que es colectivo-, desviar recursos, en una palabra abusar del puesto público), y que lo hicieron en función de proyectos políticos personales que rayaron en lo absurdo y muchas de las veces en lo ofensivo; pero el rostro de la política tiene el perdón y como buenos mexicanos terminamos perdonando todo en aras de qué –¡de más abuso!-, lo cual nos ha llevado a un estado deplorable en varios ámbitos resaltando el más primordial el de la violencia que rebasa en mucho a los gobernantes que tuvieron el mando en cuanto a la seguridad pública, ahora tras los años, hemos visto el terror, el miedo y la infamia cometida, siguiendo igual o peor, ya se verá cuando entre el nuevo gobierno lo que se encontrará en el camino, pero el simple hecho de cómo dejan el espacio público <da intriga y a la vez temor de lo que se vayan a encontrar>, ya que son muchos los agravios hacia el gobernado.


Pero hacia la toma de protesta siguen habiendo los agoreros que quiere al parecer minar la presidencia de una vez (desde el inicio obradorista) por qué se está dado esta situación y a quienes les conviene: al parecer son los factores reales de poder que podrían ser muchos alguno que otra empresario, alguno que otro mafioso y tal vez alguna que otra religión; por supuesto quienes tuvieron mano ancha y a gusto en los gobiernos priistas-panistas que influyeron sobremanera en la administraciones, no para ayudar al pueblo a salir de su precariedad, sino que más bien y citando como un ejemplo al “Dr. Lorenzo Meyer fue una privatización selectiva acorde a los tiempos liberales” y neoliberales en donde sí hubo influyentismo, otorgamientos selectivos de recursos públicos del Estado a familias de la burocracia o apegadas a élites cercanas al poder, lo que llevo no sólo a concentrar riqueza descomunal que todavía aún desconocemos realmente mucho mexicanos, pero se insiste, no solamente fue aquello sino que tenían picaporte para influir en las decisiones desde la presidencia.

Resulta curioso que ahora éstos mismo privilegiados -que fueron varios, incluyendo también los profesionales-, estén intrigando, manifestándose en contra de una elección democrática surgida del voto democrático, (y pienso que para el pueblo), ahora tengan una postura contestataria, rayando en la fatalidad, no se diga por las consultas populares llevadas a cabo por la nueva administración obradorista que se presta a tomar decisiones no a espaldas del pueblo sino de frente y viendo los intereses que le pueden favorecer o no a éste (seamos sensatos, la decisión pública siempre afectara algo), por citar algunos ejemplos: “la estela de luz”, “la guerra contra el narcotráfico”, “la reforma energética” y “diversas reformas constitucionales” que tenemos en el país -véase el ánimo público cómo esta- a pesar de que se tiene esperanza y fe en la nuevo cambio amliano, existe mucho descontento que raya en el enojo y la desesperanza.

Pero hacia el cambio este 1 de diciembre 2018 de poderes se tiene la sensación de que vienen cosas mejores, que por el bien del país todos los involucrados deberían de poner de su parte para crear la gobernabilidad con estado de derecho, dándole un nuevo enfoque a la toma de decisiones que saldrá de la nueva burocracia, sacando a la vez lo que realmente está podrido en el ámbito público que termino pudriendo a la sociedad y como resultado la desconfianza hacia el gobernante.
Por lo pronto Enrique Peña Nieto pasará a la historia como un presidente priísta, egresado del grupo Atlacomulco y representante de este, que quiso ver las cosas e implementarlas como se hacía en su gubernatura mexiquense, resultando contraproducente para su gobierno, su imagen y en sí mismo para el análisis tanto común como serio que se le pueda dar a su administración. Pero la última palabra la tuvo en ese aspecto la sociedad que dio su veredicto final el 1 de julio del 2018 (que se pensaba que iba a ver fraude, -al final se aposto por la congruencia y el análisis que se tenía de varios lados-).

La sociedad decidió, ahora cabe esperar que exista reciprocidad de los que se van, que es tiempo de un cambio real-de forndo en varios aspectos de la vida cotidiana mexicana; estamos ante una disyuntiva tremenda que dejan los que se van y será menester del nuevo gobierno ser creativo con lo que tiene, lo que esté bien en algunas instituciones que no lo cambie, lo que huela mal lo quite definitivamente; en donde tenga una oportunidad que lo aproveche y lo mejore, siendo generoso con ese pueblo que lo puso ahí, precisamente para cambiar las cosas que no pudo hacer el prianismo-amarillo.

Es una magnífica oportunidad no la desaprovechen y como dice el nuevo mandatario “tiene un mandato y es del pueblo”…………………felicitaciones por el nuevo encargo y cierto “no nos falle”.

Cosas para recordar:
 ¿Pueden usar armadas estadounidenses en territorio mexicano, sin que legalmente pase nada, no se supone que lo deben de hacer en su territorio? ¡Y el gobierno peñista por qué no sea pronunciado!
 Al parecer en el asunto migrante nunca hubo una estrategia para contener dicha situación, lo más curioso e interesante es saber que está pasando en esos países: Honduras, Guatemala y el Salvador para que se salieran de sus lugares de origen sus ciudadanos , -pronto lo sabremos-
 Velasco Coello dejará un estado chiapaneco con muchos enojos no era para menos, el desprecio a lo popular es evidente y a modo, lo curioso es por qué lo está cobijando el morenismo…..!!!!
 Los que llegan deben entender que su mandato también será vigilado, observado y analizado, de no ser así estaría en peligro la democracia mexicana.
El expresidente y ahora ciudadano Lic. Felipe Calderón Hinojosa quiere hacer su propio partido después de las elecciones panistas que terminaron por derruir -lo que ellos mismos crearon-. Si nos damos cuenta sigue la máxima acuñada por el jarocho César Garizurieta, conocido como el Tlacuache: “Vivir fuera del presupuesto es vivir en el error” y citado a Lic. Obrador: “no tienen llenadera”. ¡Entre ellos se entenderán!

rioucasta@hotmail.com
71carm@gmail.com
Tw: @71carm28

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someoneShare on LinkedInPrint this page

"Trackback" Enlace desde tu web.

Manuel Castañeda Riou

Lic. En Ciencias Políticas y Administración Pública; Lic. En Derecho ; Diplomado en: Derecho Procesal del Trabajo; Profesor en las materias: Teoría del Estado, Legislación Admva., Financiera, Historia de las Ideas Políticas y Económicas. Miembro Fundador del Sistema de Universidad Abierta y Educación a Distancia (UNAM FES-Acatlán). Colaborador: articulista del Periódico Voz e Imagen de Chiapas (http://www.noticiasnet.mx) columna paradero político.

Deja un comentario