Triunfalismo deportivo

Escrito por Jose Carlos Robles Montaño el . Posteado en A Pleno Sol

* Triunfalismo deportivo

* Los muertos “que vos matáis…”

EUFORIA.- Urgidos como estamos de triunfos, de alcanzar éxitos de cualquier tipo, el resultado final que nuestros atletas lograron en la contienda panamericana vinieron a ser bálsamo que nos  sanó, por momentos,  de tantas heridas y raspones que de cuando menos l0 años a la fecha tenemos grabadas en el cuerpo y en la mente.

La cosecha que se logró de 42 medallas de oro, 41 de plata y 50 de bronce ahí quedan como demostración de que cuando se quiere se pueden superar retos. Preseas doradas que son un mentís para los que piensan  que sólo somos un pueblo que sólo sirve para hacer campanas de barro. Qué la distancia que nos separa del coloso del norte , de la isla caribeña y del titán brasileño todavía es mucha, a pocos les importa. Lo que vale es que pese a que tenemos autoridades deportivas “que ya no meremos” se alcanzó un éxito no esperado.

Como siempre pasa, bien dice el dicho el éxito tiene muchasmadres pero que las derrotas son huérfanas. Los oportunistas de siempre ya se cuelgan  las medallas para presumir de que hasta en lo deportivo ya somos cabeza en nuestra América Latina , pese a que no hay día en que no aumente la pobreza, la desnutrición infantil, el desempleo y la falta de dinero que a millones de ciudadanos no se les niegue  el derecho de tener en la mesa los bolillos para la cena.

Ahí tienen ya al señor gobernador de Jalisco “Etilio” González Márques echando las campanas a vuelo porque todo le salió de rechupete. Tanto así, y después de recibir aplausos de sus seguidores le hicieron renacer esperanzas de presidenciable y más cuando  a nivel nacional, sus “nacidos para perder” Josefina Vázquez Mota, Santiago Creel y Ernesto Cordero van a mal en peor, ya que antes que repuntar como  posibles aspirantes a Los Pinos se mantienen en el mismo nivel de impopularidad.

Notable caso el del mandamás de la ODEPA, el lengua de trapo, Mario Vázquez Raña, quien durante su discurso de clausura vuelve a dejar demostrado que no sólo escribe, sino que “habla con faltas de ortografía”. Un titubeante dirigente deportivo que nunca se imagino recibir tantos silbidos y cuchufletas de los asistentes al acto de clausura que con su actitud le piden que ya deje en paz al deporte al que tanto año le ha hecho.

Luego del cerrojazo de los Juegos Panamericanos de Guadalajara ya empieza a comentarse si el éxito deportivo en la Perla Tapatía, nuestros atletas lo refrendarán en Toronto, Canadá y en la próxima olimpiada a celebrarse en Inglaterra.

CALACAS

Días de muertos no sólo para epigramatizar sentencias políticas. Fechas fúnebres para encontrarles el cadavérico rostro a los muertos vivientes en política, en la iniciativa privada y en la misma iglesia.

Muerto está, como político, desde julio del 2006, el residente de Los Pinos, quien ya sólo hace labor de imaginaria. Sus malquerientes ya lo  consideran un “solitario” de Los Pinos al que ya sólo con desgano le rinden  honores sus guachos del Estado Mayor. Presidencial. Político “ que reina; pero no gobierna”.cuando no logró alcanzar el Vo.Bo de mayoría de sus gobernados. Que como está dicho ya sólo reparte culpas ante su fracaso, como lo acaba de hacer en el encuentro sobre Seguridad donde culpó a los gobernadores porque no han hecho lo suficiente para tener cuerpos policiacos bien preparados y honestos que le sirvan a los ciudadanos y combatan a los hampones.

Dos purpurados mexicanos: Juan Sandoval Iñiguez y Norberto Rivera Carrera, a los que se les ha venido abajo, en forma creciente, el número de creyentes que dejaron de creer en mitos, que si acaso mantienen de su lado a la gente bonita que busca sus bendiciones para  alcanzar el cielo con todo y chanclas; y a sus ejércitos de miserables que inútilmente buscan que se les obren milagros pasa salir de sus males de pobreza y marginación. Cardenales que huelen a cadáver, mientras curitas como el tal Solalinde están vivitos y coleando  disputándoles  espacios.

A los muertos políticos como el oaxaco Gabino Cué y al gober precioso Mario Plutarco Marín, se les vinieron  a sumar  Rodrigo Medina, Javier  Duarte,  Mario López Valdés,-el catoncito de Puebla- Rafael Moreno Valle,  Cësar Duarte y al ex de Coahuila, Humberto Moreira al que la lumbre política a punto está de quemarle los aparajos, así diga lo que diga de que está bien firme en el PRI.

En cambio a los muertos a los que anticipadamente se les quiso dar piso “hoy gozan de cabal salud”: Manlio Fabio Beltrones, el sonorense de colmillo largo y macizo sigue marchando a paso redoblado con la vista puesta en las elecciones presidenciables del 2012. En esa misma situación se encuentra el presidenciable Andrés Manuel López Obfrador que puede dar la sorpresa en las elecciones de julio del año próximo y  a quien ya se le han venido a sumar pequeños y medianos empresarios que  se convencieron de que el gran peligro para México no era él, sino al michoacano al que  hicieron presidente metiéndolo por la trastienda. Vivito y coleando, como de tiempo atrás se encuentra el mexiquense Enrique Peña Nieto, quien marca la pauta para arribar a la silla de Los Pinos.

Muertos, velados y sepultados están el chaparrito, pelón y orejón de Agualeguas, Carlos Salinas quien no deja de ejercer “su derecho de opinión” para que nadie lo olvide aunque sea un Tehuacan sin gas. Peor que el padre de la política neoliberal está el también ex Vicente Fox, quien desde su tumba donde se revuelca no deja de sugerir  puntadas para acabar con la guerra contra el crimen organizado que sólo hizo emberrinchar a quien lo sucedió en el trono.

Muertos y apestados Los Chuchos Ortega y Zambrano, culpables directos. del osario en el que han convertido el PRD, junto con sus “líderes morales” Cauhtémoc Cárdenas, Marcelo Ebrard Casaubon, Carlos Navarrete  y ese chicle mal pegado de la izquierda Manuel Camacho Solís.

Intermiable lista de zombis, de muertos vivientes que difícilmente podrían enlistarse en unas cuantas hojas. Relación en la que no faltan muertas, como se dice de Luisa María Calderón, hermana de quien les platiqué, quien pese a tener el Vo.Bo. de Los Pinos ya tiene cavada su tumba en Michoacán.

Vivita y no muerta Elba Esther. Muertos sí, los más de 50 mil asesinados que deja la guerra del calderanato contra el negocio de las dogas.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someoneShare on LinkedInPrint this page

Etiquetas:

"Trackback" Enlace desde tu web.

Deja un comentario